Download

Recent Posts

30 de junio de 2008

On lunes, junio 30, 2008 by GeNeRaCiOn AsErE in    16 comments

Hoy 1ro de Julio, estaba prevista la entrada en vigor un proyecto legislativo firmado por el Gobernador de la Florida, Charlie Crist, para regular la actividad de las Agencias de Viajes que venden pasajes y envían mercancías a Cuba. Un juez federal ordenó esta mañana la suspensión temporal de dicha ley, hasta que se tome una decisión final en el caso el próximo 11 de julio.

El exilio cubano de Miami ha entrado en la agria controversia - tal como sucedió el pasado año electoral del 2004- en relación al tema de los viajes desde EE.UU. hacia la isla, así como a la motivación ‘política o económica’ que tienen los cubanos recién llegados aquí y su legitimidad para residir como exiliados en este país.
De confrontaciones como estas el gobierno cubano se sirve y se ha servido por casi medio siglo, para permanecer en el poder, esgrimiendo irónicamente los siguientes planteamientos,
Existen dos Cubas y dos tipos de cubanos... la única solución del diferendo entre Miami y la Habana es la intransigencia, la separación y la guerra a Muerte.
Ayer lunes, en un programa informativo de televisión, vimos como un respetado periodista de esta comunidad, hablaba en términos peyorativos de la juventud exiliada, “esa gran inmigración de gente, fundamentalmente jóvenes...” , dijo, que andan quejándose de la vida en los Estados Unidos y luego se van a alardear de sus dollares a Cuba.
Hechos como estos, descalificaciones de este tipo, emitidas por LIDERES de opinión en foros de gran audiencia pública, conducen luego a que una parte de la juventud muestre 'apatía ideológica' para expresar su falta de identificación con cierto liderazgo que no la incluye, ni tampoco la representa.
La inmensa mayoría de los cubanos que viven hoy en Miami, quieren que termine aquel régimen en Cuba, que se respeten los derechos ciudadanos y que haya un tránsito 'real' en la isla hacia la democracia que disfrutan en este país. Pero entonces... ¿Cómo podemos hacer aquí, para acortar la distancia que existe entre nosotros mismos?

GeNeRaCiOnAsErE/todos(Tony, Maylin, albert, peskaito, ari, Kike, Danny de Mazo y otros)

Reactions:

16 comments:

Anónimo dijo...

La gran motivación y la base de la emigración cubana al exterior es la ausencia de oportunidades y libertades que tiene como ciudadano adentro de la isla. Al mezclar los temas se cae en una trampa. El régimen pierde unos pesos, pero a la vez gana con la división del exilio en dos mitades.
Saludos, Maylin.

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

...Y no existe personificación pública de esos jóvenes que se van a alardear con sus dolares a Cuba. Puede que en los programas de humor Cubano establecidos en Miami, estén representados en forma de caricatura. Esto no se puede explicar criticando características
específicas de dicho grupo, dado que la información estadística no existe.
Pero asere, sabemos que hay de todo!
Un día este negocio ya no dará más dinero. Ese es el fantástico día de la libertad para Cuba deseada por algunos de nosotros.

albert

Cybercíclope dijo...

Aseres, la operación de análisis más simple evidencia la falta de sentido común de estos "patriotas intransigentes":

"La medida va contra los Castros y su economía, no contra la familia cubana."

Bueno, les tengo dos noticias:

1- El Castro primero se muere de viejo sin que le hayan echo un arañazo de ningún tipo en toda su vida. Vivió como quiso y bastante gracias a su condición de "guerrero de los pobres" ganada en el diferendo con esta orilla... el Castro segundo resbala, en el mismo vacilón y con la misma tranquilidad.

2- Los cubanos no dejarán de viajar a ver a sus familias, como todos sabemos. Simplemente pagarán más para ir a través de un tercer País. ¿Y de quién son estas agencias que sirven como puentes alternativos en terceros países, ante las imbecilidades legislativas de los verticales? ¡Ah, del Gobierno cubano! Franquicias enmascaradas en terceros países y financiadas con la pobreza de los cubanos de ambas orillas. Así de simple.

Cybercíclope dijo...

OOPS!

¡Caballero!, ¿alguien que me le ponga la "hache" a ese verbo ahí, por favor?

Bauta dijo...

Caballero,
Me disculpan, yo no vi el programa y por ende entiendo que estas declaraciones solas pudieran formar parte de un contexto que le pudiese otorgar un color diferente a mi opinión. PERO, la verdad es que yo no logro entender en que falla Adolfo Rivero Caro.
Yo creo que lo que dijo es verdad. Desgraciadamente he sido testigo de muchísimos casos como los que el comenta.

Y es que parece que a todos se nos olvida muy rápido cuales razones hubimos de alegar en el departamento de inmigración, para no correr la misma suerte de un mejicano o un inmigrante de cualquier otro sitio donde posible se pasa mas hambre que en La Habana. A todos se nos olvida muy fácil, que es precisamente el alegre turismo terruñero el que realmente nos descalifica a todos, por sencillamente negar las razones esgrimidas por aquellos que llegaron antes para lograr el establecimiento de leyes que protegieran a los que llegarían después.
A todos se nos olvida, que la derogación de esas leyes dejaría a miles de cubanos sin la posibilidad de llegar a vivir libres, como ya nosotros, mal que bien hemos logrado.

Es cierto que el liderazgo político del exilio peca, en muchos casos de una intolerancia, un extremismo y una chealdad de corte Castrista. Es cierto también que esto induce el distanciamiento de aquellos que crecimos a golpe de demagogia y patadas por el culo. Pero creo que se apresuran aseres, en desmarcarse de ese liderazgo, que de no haberles representado (incluso antes de que ninguno de nosotros llegara), nos hubiese condenado a una vida ilegal y sin derechos. Si no, pregúntenles a los criollos que hoy deambulan por media Europa, locos por llegar aquí a ver si resuelven documentos.

Cómo podemos hacer aquí, para acortar la distancia que existe entre nosotros mismos?..Yo creo que un poco de auto-análisis y sentido de la responsabilidad nos haría muy bien.

Sorry 'bout the tabacón!
Saludos,
JC

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Bueno con todo el respeto y la simpatía del mundo señores, lo cortés, no quita lo valiente y lo cierto es que no TODOS van a Cuba a ‘fiestar’, ni TODOS los que visitan la isla (sea cual sea su razón) son jóvenes, ni TODOS quieren restregar los dollares, porque muchas veces con ese dinero es que come su familia y la de enfrente también.
Siempre ha habido descarados y vividores, pero por eso no tienen que pagar justos por pecadores. By the way, yo tengo 11 años de vivir aquí y aun no he visitado Cuba, pero si voy alguna vez, no iría a aplaudir al régimen, sino a llevarle un poco de comida a mi abuela.
En los 70’s, miles de exiliados que vivían en Miami desde el mismo 1959, visitaron también a la isla, porque su nexo familiar estaba vivo allí. Acaso aquella masa de personas también fue inmoral e indigna entonces... -La ley de Ajuste cubano existe desde los 60’s- ¿No hay un doble estándar y un gran olvido histórico en todo esto? ¿ Lo que no entiendo es por qué estas leyes siempre salen en los años electorales?

En todo caso, estamos practicando la domocracia, lujos de vivir en EU.

Saludos sinceros,
Maylin.

Anónimo dijo...

Los cubanos exiliados son los unicos ciudadanos del mundo que no quieren que sus conciudadanos ytengan derechos y libertades en EEUU, los mexicanos, Nicas, Bolivianos, luchan porque sus ILEGALES se queden en el pais violando todas las leyes americanas, los cubanos quieren que quiten la ley de Ajuste y pies secos/mojados, el exilio vertical quiere que los jovenes que NO PUSIMOS A FIDEL EN EL PODER, paguemos el tributo que ellos pagaron 20 años sin ver a su familia, quieren que nos fusilen para tener los derechos de ellos, los verticales no quieren ayudarnos quieren solo criticarnos y al fin lo que siembran es division, al fin somos tan victimas como ellos y queremos tambien la libertad de cuba, pero tenemos el derecho en este pais libre de pedir querer viajar a Cuba al fin y al cabo los que quedaron alla nos necesitan

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Bauta, valoro la media que nos haces al compartir tus puntos aquí y comparto tu valoración que debemos apreciar a un exilio que en general, creó el espacio privilegiado del cual disfrutamos todos los cubanos en este país.
No obstante, lo anterior no quiere decir que se confunda el sentido de la gratitud, con el de la visión objetiva de la realidad, sino iríamos de cabezas a lo ‘incondicional’ a aquello de que... “gracias a la revolución lo debo todo”.

Hoy , se necesita un liderazgo que escuche lo que dice la gente en la calle de Miami y una clase política que entienda los retos de este momento, eso no desmerita el papel del exilio y de su clase política en el pasado, no obstante el reto ahora está en el presente.

A título personal, no he ido a Cuba ni lo haré hasta que ese régimen desaparezca, pero por otro lado, tengo gran parte de mi familia allí y entiendo que hay personas que deseen ir a ver a su gente, porque ese es un sentimiento natural que prevalece y prevalecerá por encima de la política.

Luego de Septiembre 11, cuando este país fue a la guerra, enseguida me alisté en la reserva - mi esposa es testigo- en verdad agradezco infinitamente a este país y a la emigración cubana que me precedió, el modo en que acogen a los cubanos, ciertamente he vivido en varias partes del mundo y nunca vi ese gesto en ningún lado. Lo que pasa es que en la misma Hialeah, conozco personalmente desde hace años a cantidad de cubanos bien jóvenes que se fueron al army, o que están en las Universidades... hablo cada día con gente que acaba de llegar y alternan sus estudios de College con el trabajo, o compran su propiedad y se incorporan al estilo de vida americano para cosechar una vida de éxitos en primera generación.
¿Por qué esa virulencia con los jóvenes?
Tal parece que fuésemos ‘todos’ una sarta de vagos y delincuentes que anduviéramos todo el tiempo entre Miami y la Habana. El que vive aquí en Miami sabe que eso no es así.

Celebro la libertad este debate.
un saludo, tony.

Bauta dijo...

Aserekós,
Creo que hay una confusión. Yo no estoy abogando por una incondicionalidad vertical, o una especie de agradecimiento religioso a la dirigencia del exilio. Tampoco estoy abogando por dejar que nuestros amigos y familiares se mueran de hambre en el cayo en nombre de nada, mucho menos en nombre de una posición política.
Lo único que si me parece contraproducente es que se abuse (y por ende se desvirtúe e incapacite) una ley que nos protege a todos.
Comportamientos como los que se describen en el video, que en mi experiencia al menos son desgraciadamente cada día más comunes, no solo nos hacen lucir mal, sino que hacen la brecha que nos queda para respirar un poco cada vez mas estrecha.
En cuanto a la virulencia y los conflictos generacionales, bueno eso creo que es arena de otro costal. Esos líos yo creo que siempre han existido desde que aprendimos a caminar en dos patas, y como a mi lo que me queda para 40 es un brinquito, mejor de eso no opino.
Saludetes..

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

te copio yunta,

Lo que no entiendo es la finalidad y el provecho de las palabras de Rivero Caro(hombre a quien por demás, aprecio y respeto)

En la medida que crezcan las contradicciones de este exilio y no seamos capaces de generar una alternativa o mandar una señal de esperanza para la gente del otro lado, estaremos también contribuyendo a la salud del continuismo en nuestra isla.

Por eso los Puros, los tembas y los chamas, deberíamos poner por delante lo que nos une para generar un consenso y ganar en poder de convocatoria, que es de verdad lo que nos hace falta.


bueno man, nos pillamos por ahí.
tony.

Al Godar dijo...

Por lo que puedo ver en esa parte del video, parece que este señor ataca selectivamente a los que han llegado ultimamente. Creo que tanto al principio como al final han salido de Cuba de todo tipo de gente. Para mi, el problema no es generacional y no debemos dejarnos llevar a ese plano.
Hay que buscar la manera de resaltar los puntos que nos unen y no los que nos deviden en grupos: jovenes contra viejos, nosotros y ellos, dialogueros y verticales, etc. Cada nueva division, le resta fuerza a nuestro objetivo principal que es ayudar a arreglar la situación de Cuba.
Saludos,
Al Godar

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

y como le vamos a hacer?

porque al final del dia pareciera que nos podemos poner de acuerdo aqui entre nosotros. me imagino que hay unos cuantos miles mas con la misma opinion, sentimiento, etc. pero aun seguimos en el medio de la calle, sin que nadie nos abra una puerta para sentarnos a dialogar, ser escuchados e incluidos.

iniciativa, caballero, iniciativa... hay que provocar el cambio. vaya, al menos, darle un empujoncito. se que en cuba hay mucha gente que se siente igual.

saludos a todos, y me encanta la democracia conque tratamos estas cosas aca.

sigue la rima, moreno, sigue la rima. =)

Peskaito.

Cybercíclope dijo...

Señores,

Más allá de la integridad de Rivero Caro como persona o analista, que no es lo que se cuestiona, en este caso "sí" generaliza y está equivocado.

He visto a los jóvenes de todas partes, y no sólo los cubanos, haciendo exactamente lo mismo en todo el Caribe: tomando cerveza (en el mejor de los casos) exhibiéndose y "escandalizando su juventud" porque eso es precisamente parte la "la mecánica de ser joven". Pero como dice Tony, esa se parece mucho a la conducta del turista, que va a cualquier lugar a vacilar, lo cual no quiere decir que si va además al lugar dónde nació, no vaya igualmente a ayudar a su familia y compartir con ella.

El argumento es prejuiciado y muestra una especie de resentimiento por lo que los jóvenes que vienen "no hacen", aliniarse al duro contra aquello, porque están locos por salir pa´ trá "al año y un día...".

¿Bueno, y qué?. Primero es una de las opciones de la libertad, ir a donde quieras cuando lo determines (si el eufemismo de la libertad está respaldado por la economía que te lo permita...) y en segundo lugar, ¿dónde está la efectividad de lo que ha hecho el exilio histórico contra "el desleal"?

Un tercer argumento es la tontería de esas leyes, como apunto más arriba. Primero, ayer (me consta) salieron todos los aviones y no dejarán de salir; segundo, si la gente no sale directo sale a través de un tercer país, pero ¡caballero, vaya manera de tumbar aquello! cualquiera sabe que las agencias mediadoras en terceros países son franquicias. Lo que hacen leyes como esta es afectar el bolsillo del que viaja, el negocio de las agencias locales y poner el dinero directo en la mano de quien pretender castigar. ¿Qué bolá con la falta de sentido común?

En cuanto a la opción personal, me importa un comino FC, no pienso en él, no me molestan sus diatribas de tirano senil, se que le duele su "irse en fade" sin remedio y voy a Cuba cada vez que puedo, porque es mi mejor modo de ayudar y mantenerme cerca de los míos. La mejor ayuda, por otra parte, no es necesariamente enviar tres dólares de vez en cuando; prefiero sentarme con mi hijo de 18 años y explicarle cómo manipulan su falta de información, cómo lo usan y como cree en mi, lo pensará dos veces antes de repetir un sin sentido y eso es mucho más efectivo que todo lo demás que pueda llegar "del monstruo" por la vía tradicional.

Independientemente al respeto que siento por quienes pierden o han perdido a alguien querido, o la libertad personal por lo que piensan (en ambas orillas) el exilio histórico, como fenómeno, es la otra cara de una misma moneda y hay tanta gente viviendo del castrianismo allá como acá.

¡Me muero de risa cada vez que escucho de "la ayuda a la disidencia"! y la imposibilidad de "darles una voz", en tiempos donde existe la telefonía celular satelital, el FTA y la Internet de banda ancha que no hay dios que bloquee. ¿de qué hablamos?.

Todas estas leyes incompetentes afectan al cubano de a pie allá y acá, que es quien termina pagando más para hacer lo mismo.

¡Elemental Watson... elemental!

El Chicharrón dijo...

Un aplauso para ti, arete. Mientras más vueltas le des...
Elemental Watson!

Bauta dijo...

Hey kiddos,
Un ultimo kilo..Acabo de entrar por acá a ver en que había quedado este argumento y cuando re- leí mi comentario de ayer me di cuenta de que omití explicar que la ley que creo desvirtúa nuestro “turismo de la comunidad” es la de ajuste cubano. Esa que nos permitió quedarnos aquí con más facilidad que con la que le asiste a un Santiaguero para resolverse una libreta de abastecimiento en La Habana. Quizás ayer me pareció obvio, pero hoy no tanto..
Esta mas que claro que absteniéndonos de viajar a La Habana no se tumba el Castrismo, pero por lo menos tengo los ojos menos turbios a la hora de explicarle a la viejita mejicana que limpia en mi oficina el porque yo tengo papeles y ella no.
Creo que el problema también se debe observar desde la motivación individual de cada cual. Yo no tengo hijos allá, y mis padres ya han fallecido. A lo mejor es por eso que no entiendo.
Saludos, y ahora si ya me callo :)

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Conoo, ahora si Me la pusiste en chinatown, porque el kilo no tiene vuelto...

Esa tallita de la Ley de Ajuste se la tuve que meter años atrás, en una ‘cárcel de paso’ en la frontera de Arizona, a unos mexicanos que justo iban a deportar. Sabes que, me la asimilaron porque los allí presentes ( ya habían cruzado unas 10 y 12 veces el que menos) ellos en realidad iban y viraban dos o tres temporadas en el mismo año. Si a mí me hubiesen devuelto para Cuba, estoy seguro que más nunca me empataba con una visa.



Es cierto que la Ley tiene un carácter político, pero aquel que viaja ‘temporalmente’ a la isla no viola el propósito fundamental de la misma,

que es acoger y otorgar 'derechos' a quien por vivir de forma permanente en un régimen totalitario carece de ellos.


Hay un grupo de ciudadanos que sin ser jueces, pretenden imponer a otros su interpretacion ‘moral’ de la norma jurídica y desde su pretendida ‘superioridad moral’ quieren castigar al resto de los integrantes de la misma comunidad, amparados en el poder político que ostentan y esgrimiendo la validez de aquella interpretación arbitraria de la ley , que lejos de concertar a la mayoría de las voces, divide miserablemente nuestras voluntades.

Mientras esto pasa, el régimen bosteza.

nos vemos, tony.