Download

Recent Posts

13 de enero de 2008

On domingo, enero 13, 2008 by GeNeRaCiOn AsErE in    27 comments
Hoy colgamos los fragmentos del documental ‘Telón de Azúcar‘ de Camila Guzmán, disponibles en un promo de youtube, pues desafortunadamente, aun no se encuentra disponible en DVD.
Como muchos blogueros aun no han visto el documental, creo que pudiéramos debatir el impacto del mismo, a partir de una o varias preguntas que apuntan a su misma esencia.

¿Valió la pena ser pionero?
¿Los niños y jóvenes de la Cuba de hoy son políticamente apáticos y desinteresados?
¿Sirve de algo recordar ahora, las vivencias de nuestra infancia en la isla?


Telón de azúcar (2005), un film de Camila Guzmán.


El documental de Camila Guzmán 'Telón de azúcar' se vale del testimonio de una niña (la propia Camila) que llegó de Chile a raíz del Golpe militar de 1972, para vivir en Cuba casi toda la infancia y buena parte de su juventud. La realizadora reconstruye su vida de pionera en un filme que resume las vivencias, las utopías y los tragos amargos de nuestra generación.


GeNeRaCiOnAsErE/tonygm
Reactions:

27 comments:

GaviotaZalas dijo...

Excelente,,muy bueno traer este tipo de cosas a nuestra blogosfera,,,Las preguntas son buenas para iniciar un largo debate,,,vuelvo luego debo trabajar,,,

Aguaya Berlin dijo...

La primera pregunta no sé cómo empezar a responderla..... yo creo que sí, en aquellos an~os me gustó mucho ser pionera... de nin~os, muchos problemas sólo los cargaron los padres, para nosotros el mundo era muy diferente (me refiero a mi época!!!), amén de las veces que me tenía que quedar hasta tarde en la escuela esperando a que vinieran a recogerme, o cuando me aburría en los planes vacacionales en una escuela que no era la mía porque mis padres y abuelos sólo tenían un mes de vacaciones y yo dos. Creo que sí, que me gustó mucho ir a Tarará, al Palacio de Pioneros, participar en un A Jugar, participar en coreografías de bailes, en encuentros deportivos, tenía mis amiguitos que a veces venían a casa a jugar y a veces yo a las de ellos, me aprendí canciones, vi los mun~equitos rusos y también me los aprendí de memoria, etc...... Cuando aquello no entendía muy bien lo que era "Pioneros por el comunismo" pero lo repetía como todos los nin~os, con la mano en la frente bien derechita. De nada de eso me arrepiento pues a pensar por mi misma aprendí después y no siendo pionera.

Aguaya Berlin dijo...

En la segunda pregunta no puedo aportar casi nada pero en la tercera puedo decirles que me gusta mucho recordar todas esas vivencias pues no hay mejor medicina para la memoria que hablar de ellas. El tiempo no puede echarse para atrás, no vale la pena borrar espacios vividos por pensar ahora "diferente". A mis nin~os espero contarles todo de cuanto me acuerde.

GRACIAS, amigos, por traer estos debates al mundo virtual!!

Ahora, de que me pone muy triste ver en los fragmentos del documental lo deteriorada que está la piscina de la Lenin, en la que me ban~é y disfruté cuando estaba en secundaria (ya en Pre eran más los an~os que estaba sin agua) es verdad, y lo siento por los muchachos que están allí sin el mínimo de condiciones que había en mi tiempo, no sólo en la piscina sino en los albergues, en las aulas, en los comedores, en la escuela en general... y no me baso en el docu solamente: tengo amigos que han ido an~os después y conocidos que tienen sus hijos allí ahora...

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Sobre todo creo que valió la pena ser Nina y c

El haber sido pionera fue un sueño del cual desperté violentamente, a pesar de ello guardo recuerdos bien lindos. La secundaria y el Preuniversitario fueron distintos, todo cambió.
Es cierto que cada hornada de muchachos viene con su propia impronta y en todo caso recordar es también una forma de establecer verdades.
No estoy de acuerdo con todo lo que la realizadora plantea en el documental, pero es un intento muy valido, un material que nos hacia falta y le agradeceré haberlo hecho, ver otra vez aquel camión del campo... las literas... las fotos de pionera... una de las muchachas entrevistadas dice que recuerda el olor del aula y luego de muchos años a mi tampoco se me olvida. Los dejo con ese olor.

maylin

lola dijo...

Se lo mostraré a mi sobrina cuando pase por casa,ella si vivió esa época, porque yo ... no fui nunca pionera, ni pertenecí a la UJC, ni nada de nada, mi padre no quería que participáramos en nada de eso, y la verdad es que yo pensaba ¿qué tiene esto de bueno, que mi padre trabajando toda su vida, le han quitado lo que ha trabajado? no, sinceramente no me apetecía ser pionera.
Saludos!!

Aguaya Berlin dijo...

Lola, y en tu tiempo podía decidirse si uno era pionero o no? En mi época, que yo me recuerde, no: te tocaba de todas todas. Lo que sí me acuerdo que en el grupo de al lado había un nin~o que era Testigo de Jehová y no saludaba la bandera, pero tenía pan~oleta de pionero.
Qué duro para tu familia perder lo que tenían, eh??? Esos debieron ser tiempos tristes, no?

lola dijo...

Aguaya,en mi época se podía decidir en cierto modo, pero quedabas "marcado" por eso mi padre nos decía que estudiáramos mucho para no darles chance a que encima nos dijeran que éramos lumpen y todas esas cosas que decían. Tuve que aguantar bastantes humillaciones por parte de los compañeros "revolucionarios" que me llamaban niña bitonga y cosas por el estilo. Pero como lo que no nace no crece, nunca se me ocurrió meterme en nada de eso, lo de ir a la escuela al campo fue por temor a que me negaran la salida.
Y respecto a lo segundo, sí fue muy duro para mi padre, nosotros no éramos ricos, mi padre se levantaba todos los días a las 4 de la mañana para atender su negocio. Sus empleados lo apreciaban mucho, mi padre siempre fue una persona justa, pero llegó un momento en que ya no había mercancía que vender y él tenía como 12 empleados en ese momento, aparte de mis hermanos y un primo, y había que seguir pagando sueldos, así que tuvo que entregar el negocio, total, tarde o temprano se lo iban a quitar...

GaviotaZalas dijo...

Me alegra por quién pudo elegir a mi me llegó por obligación,,-como todo lo demás, CTC, MTT,FMC..- sólo q a esa edad no conocia otra cosa y mi familia antes de la "rev" eran muy pobres asi q veian bien todo lo q les "imponian". A veces digo q por una parte si debes vivir allá nadando contra la corriente, la vida se veulve un infierno, es mejor llevar la venda,,,VAYA como MATRIX,,conectados al alambre que nos chupa la energía pero en nuestros cerebros la realidad era diferente como noS la PROGRAMO EL GOBIERNO INVOLUCIONARIO...
Pero los rebeldes -los aseres- preferimos vivir la dura realidad donde las cosas debemos sudarlas para alcanzarlas...
RINGGGGGGGGG,,,,,, LLAMADA A CUBA,,,todos conectados???? entramos al matrix-cuban-Ismo.

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Hola Lola, tu sabes que no recuerdo haber visto jamás un niño sin pañoleta, en mi tiempo o eras pionero o no ibas a la escuela y punto. Estoy seguro que a partir de los 70 el régimen se polarizó mucho más entrando de lleno en la aplicación del modelo soviético.

Sobre la apatía de las nuevas generaciones (inquietud que plantea la realizadora en la obra) creo que cada tiempo crea hombres y mujeres a su semejanza y al menos yo no puedo pedirle ahora a estos niños y adolescentes, que tengan una visión critica o que luchen por cambiar lo que yo no cambié. En última instancia uno vive como piensa y los muchachos que hoy van a la escuela en Cuba son los que han nacido luego del Período Especial, sus preocupaciones y su esperanza claramente tiene que ser un reflejo directo de las penurias de ese día a día donde lo que realmente cuenta es la ‘lucha’ por la subsistencia.

Le agradezco a Camila que nos trajera de nuevo tantos recuerdos con el documental. En cualquier caso creo que valió la pena ser niño y quien quiere olvidarlo hoy, de paso corre el riesgo de olvidarse a sí mismo en el intento.

Nos vemos. tony.

p.s. luego vuelvo que estoy en la pincha. (¿creen que nos van a acusar de nostálgicos por recordar nuestra infancia?)

Anónimo dijo...

Muy interesante y melancolico este tema de los pioneros. Despues les escribo con calma :)

Teresa

Lena...en algun lugar del mundo dijo...

Creo que este es un tema muy complejo y cada uno dependiendo a sus vivencias opinaria diferente, dependiendo a las frustraciones de la vida quizas. Creo que para mi esa vivencia fue muy importante y me formo como la persona que soy (claro, yo tengo esa misma vivencia q la productora de la pelicula al haber sido extranjera en Cuba). Creo que es muy importante recordar las vivencias de nuestra infancia o adolescencia, fueron especiales para su epoca y atipicas en comparacion con el resto del mundo se podria decir. hay mucho que escribir...a ver si regreso mas tarde....
saludos

Güicho dijo...

Yo lo veo así:

¿Ser pionero? Fue un desperdicio. Pero a esa edad hubiera sido igual Boy Scout, Young Green Peace Idiot, Ku-Klux-Klan Rookie, o lo que fuera. Yo no escogí ser nada, lo hicieron mis padres, que por entonces eran chupacables del sistema.

En realidad me importaba poco toda la parafernalia del corral de las ovejitas. Yo pastaba como los demás, sin duda, pero el vacilón era ser niño, no el corralito marxista. No confundo el dulce con la cajita.

¿Los niños hoy? Supongo que sigan siendo niños. ¿Qué es eso de políticamente apáticos y desinteresados? Para ser lo contrario o los han siquitrillado o nacieron tarados.

¿Recordar la infancia? En la isla, en el continente o donde sea, claro que merece.

Aseres, me fui de Miami y no los vi. Pero no fueron el único barco que eché al agua. Fuera de la familia apenas me encontré con Pepe Varela y con Paco, un socio de toda la vida. Ambos, en su respectivo momento, usaron el mismo esquema. Me llamaron:
- ¿Estás ahí? OK, abre que estoy afuera.
Pero además es que también rodé bastante por los cayos, Fort Lauderdale y Bahamas.

Ivis dijo...

Creo que en otro blog hace un tiempo ví una discusión sobre el documental este, si mal no recuerdo era en el de Jorge Ferrer.
A mí me gustó mucho el documental cuando lo ví. Cosas de la vida, luego cuando lo ví desmenuzado en el otro blog me dí cuenta de que, en efecto, era un poco parcial, no abundaba en los porqués, sólo en los hechos. Igual por eso me gustó, porque soy más de sentimientos, y la historia está bien contada y en mi opinión satisface lo que se propuso su autora. Claro que a ella le pasa como a mí a veces, salvando las distancias, no es que me compare, tenemos la nostalgia ahí y nos revolcamos en ella, pero ¿y después qué? ¿Tiene que haber un después? ¿No basta con exponer los hechos de un modo artístico? Sí, y no, depende. Te puedes quedar ahí o puedes trascender, es cuestión de gustos, una elección.
Ella eligió quedarse en la exposición de los hechos y así está bien, la gente siempre quiere más.
Por cierto, si encuentras esa discusión, podrías enlazarla, para hacer más rico el debate.
Saludos, aseres. La foto de hoy está buenísima, la del cine.

Yo soy Medea dijo...

Guicho barco y rebarco... pero que hacer, dijo Lenin y mira la que se formo.

Aseres mios y unidos del mundo... gracias por invitarme a ver "El telon...", viendola me remonte a cuando mi hijo empezo en La Lenin y a mi juventud en las escuelas al campo, y si algo saque y respire del documental ( que lo encontre tremendo y hecho con mucha garra) fue que ya vamos por 4 generaciones de becas y campos y a todos hnos ha dejado la misma ensennanza y ese sabor agridulce que se comparte pensando en lo ingenuo que eramos y lo caro que nos ha costado. pero bueno, algo magico tuvo todo eso cuando se recuerda con dulzura y ademas despues de todo miranos aqui comiendonos al mundo y en parte se lo debemos a esa manera en que nos ensennaron a ver las cosas malas...

Anónimo dijo...

Bueno yo esos tiempos pioneriles los disfrute pero tambien fueron dificiles porque yo fui gusana desde muy chiquita contrario a muchos de ustedes. Tenia que callarme la boca y no decir a NADIE ni a mis amiguitas que me iba del pais. Mucha presion para una nin~a yo creo. Hubo un tiempo que botaban a la gente de la escuela si se enteraban. Ya despues no, pero era mejor no decirlo. Como la persona que es gay, que todo el mundo se imagina que lo es pero es mejor callarselo y siempre queda la duda :)).
Tengo recuerdos buenos tambien. Yo nunca fui a Tarara(mi hermana si) pero si fui a un campamento a las afueras de mi pueblo 4 an~os consecutivos. Me encataba ir. Es mucho mas chiquito que Tarara. Solo habia 2 albergues. Me encataba que todo el mundo estaba emocionado cantando canciones en la guagua camino al campamento. Alli fue que me pregunto por primera vez un chiquito (3rd grado)que si yo queria ser su novia :)). La cosa fue de recado en la linea de la cafeteria : ¨Teresa dice Michel que si o no¨ :)). No se si era el hambre o que me cogio de sorpresa ,no cai en cuenta en ese momento que era el ¨si y el no¨. Pero algo me dijo que el si no era bueno entonces le dije: ¨NO, dile que no¨ :)) Despues de unos minutos que lo vi mirandome en la linea de la cafeteria fue me cai de la mata :)). No me pregunto mas :)). Recuerdo tambien las fogatas que se hacian y cantabamos canciones. Muy lindos recuerdos.

Teresa

tony dijo...

Paréntesis para saludar al guicho, si estabas en Fort Lauderdale, entonces el encuentro estuvo más cerca de lo que crees compadre. Cono man, una llamadita por lo menos... pero bueno nada, para la otra nos pillamos.
Quien pase por Miami caballero cuente con fetecun blogero por adelantado de nuestra parte.
Yoyo, si lees esto ya lo sabes.

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

bueno señores, me ha gustado cantidad lo que he leído aquí y lo mejor de todo es que hemos podido hablar sin caernos a ladrillazos.

Ayer un grupo de nosotros entre los que cuento a medea, maylin, aretino y un servidor, hablábamos sobre la rigidez forzada que existe en el tema cubano. Falta exponer, debatir y sobre todo escuchar. ¿Por qué no hacerlo, si el desastre de la situación en nuestra isla es hoy innegable?

El ser intransigente solo nos puede llevar al fracaso, a la incapacidad de establecer un intercambio.

¿Es que Nos falta vocación para coexistir?

En un tiempo donde los partidos políticos están en franca crisis de credibilidad, donde los temas sociales se llevan constantemente al debate y los programas políticos apelan cada vez más al sentido común, al trabajo en equipo, al gobierno colegiado y multipartidista, ponernos a cantar ahora la chambelona OTRA VEZ, es una postura tan aberrada bidimensional y fuera de vista que carece de conexión con la realidad.

El ‘ismo’ es parte de una retórica que pertenece al pasado, el mundo de hoy tiende cada día más a la ‘relatividad’ en el juicio con que se miden los problemas,

¿Por qué es necesario coincidir en todo?

Lo primero que sobra es atrincherarse, acusar a unos de ‘ñangaras’ y a otros de ‘gusanos’ cuando quienes en realidad estamos hablando somos tipos de a pie, gente que dobla el lomo y
a) le manda sus fulitas a su mamá
b) o se los guarda para no ayudar al tirano-saurio

¿A esto se reduce el juego que nos a tocado vivir? Por lo menos yo me resisto a servirle de chivo expiatorio a esos que viven de enchucharnos a nosotros... vaya, es que nuestros lideres políticos tienen que tener mas opciones que eso de darle a la banderita o de tomarse el café en el Versalles... porque al final lo que siempre se jode es la familia de uno, los padres, las abuelas, los hermanos.

Yo no odio a nadie, pero a la vez ninguna agenda política me quita el recuerdo de mi infancia, o me la rebaja de rango porque me tocó vivirla en Cuba y no en Miami, o me la eleva como si fuera la escafandra de Yuri Gagarin... nada de eso y no es nostalgia o lloriqueo barato, no, es que mis recuerdos valen mucho... y mi maestra, mis botas centauro y mi refresco prieto no los cambio por ninguno, porque entre otras cosas como hemos dicho aquí varios de nosotros, lo verdaderamente importante fue ser niño.



caballero nos pillamos.
tony.

Aguaya Berlin dijo...

Ahora fue que pude leer el resto de los comentarios...

Creo que uno de los errores fundamentales que siguen teniendo muchos, de ambas orillas del Caribe y allende los mares también, ha sido el mirar para atrás con insistencia y querer retornar a algo que ya no lo es ni lo podrá ser nunca igual que lo fue una vez, o querer mantener algo que ya no tiene sentido, en vez de invertir ese precioso tiempo en vivir el presente de una manera mejor.

En el futuro hay que pensar, y con el diálogo y el respeto mutuo, como dice Tony, más aun, pero si invertimos el tiempo pensando en el pasado o en el futuro, NO vivimos el presente o lo malvivimos. Y en Cuba se sigue malviviendo el presente porque ni "adentro" ni "afuera" se han acabado de poner de acuerdo...

Celebro estos debates, Aseres y visitantes, pues nos unen de cierta manera y nos ayudan a pensar, en presente, lo que queremos mejor para nuestro país, reviviendo historias de nuestra nin~ez o proponiendo cómo debería ser la de nuestros hijos, pero desde el punto de vista de la necesaria coexistencia, única posible en el mundo de hoy.

MARLOTTA dijo...

1.VALIO LA PENA SER.

2. LOS JOVENES DEL MUNDO SON APATICOS Y DESINTERESADOS PORQUE LLEGARON A UN MUNDO INDIVIDUALISTA Y SIN PROYECTOS COLECTIVOS

3. NO ES QUE VALGA LA PENA, ES NECSARIO Y VITAL.
GRACIAS.

GeNeRaCiOn AsErE dijo...

Yo creo que recordar es importante para poder asumir el presente sin lagunas, conflictos o resquicios morales. Vaya... como dijimos una vez en otro debate, vale la pena prender bien el tabaco de una vez para poder apagarlo seguro del valor que como personas y como grupo generacional tenemos. Y después de todo ahí queda lo que dice aguaya, esa necesidad impostergable de mirar también hacia adelante.
Besos.
Maylin.

Aguaya Berlin dijo...

Ya leyeron el nuevo post de Yoani en Generación Y, “El fin de la historia y el último cubano”?? Tiene mucho que ver con este debate...

Isaeta dijo...

Yo lo vi por la televisión española un año después de estar aquí y me pasé un mes con morriña y muchísima nostalgia. Pero no de la isla, sino de aquellos tiempos en que nos preparábamos con tremenda ilusión para convertirnos en el hombre nuevo.
Hoy ya se debate sobre esto en el blog de Ivis, hay un post muy bueno sobre ese concepto, pero a nosotros igual nos quedó esa memoria y la imagen de la destrucción que quedó de todo aquello.
¿Que fue una burbuja? Es cierto. ¿Que luego teníamos rabia porque nos sentimos engañados y que muchos al final nos fuimos porque no nos quedaba nada en qué creer? También es verdad.
Probablemente la rabia se debía a que era demasiado lindo para ser verdad, y nos duele quedarnos con la fachada, cuando otro se quedó con el edificio entero, la vida de todos nosotros, secuestrada, con síndrome de Estokolmo y todo, asilada en alguna otra parte....

Anónimo dijo...

Isaeta me has conmovido con esas palabras. Se me ha hecho un nudo en la garganta. Que duro lo que nos ha tocado vivir. Y lo que mas duele es que se quedaron con toda la vida de nosotros...el edificio entero. No es justo. Por que tuvo que ser asi? :´( snif snif ...pero por que? :´(

Teresa

Yo soy Medea dijo...

Oye Teresa! mira que te gusta el trajin...

Anónimo dijo...

A mi?? Por que tu dices eso Medea? No te entiendo.

Teresa

Borlora dijo...

Todavia me estoy riendo del comentario de Guicho, creo que tiene mucha razón. La política es un tema muy complicado para un niño, se es pionero como se es cualquier otra cosa, simplemente es parte de la rutina que debes seguir. Ninguno de nosotros teniamos consciencia de las cosas que se nos imponian, habia que hacerlo simplemente porque sino te "manchaban el expediente". Yo particularmente no disfruté ser pionera, aunque era buen estudiante y pudiera parecer lo contrario. A mi no me gustan las ataduras y las cosas obligadas, odiaba las escuelas al campo y todas las manifestaciones con lemas que no significaban nada para mi. Si valió la pena o no, eso es harina de otro costal, somos un producto de todas las cosas que nos pasaron y que nos pasan, seria como renegar tu pasado.

Al Godar dijo...

Yo no he visto "Telon de Azucar".
Pero no me hace falta verlo para entender a Camila: la vi crecer junto a mis hijos y creo que entiendo como piensa sobre el tema.
Sobre las preguntas:
1- No habia "pena" en ser pionero. La niñez siempre es gloriosa.
2- Los jovenes de hoy en Cuba deben ser apaticos y despolitizados. Al menos asi era hasta hace unos años. La juventud empezo a perder al animo primero que sus padres por alla por los 70s y 80s.
3- Siempre es bueno recordar el pasado. De ahi sale la experiencia.
Saludos,
Al Godar